Saltar al contenido
Curarnos Naturalmente

Capuchina

octubre 30, 2019
Capuchina

Planta anual suculenta, débil, lampiña, de tallos de hasta 30 cm de largo. Hojas alternas, de 30 cm de diámetro. Flores solitarias, muy coloridas y vistosas, desde el amarillo hasta el anaranjado intenso. Frutos carnosos, de color blanco y 12 mm de ancho. Con fines medicinales se usan las hojas y las semillas.

Nombres

Nombre científico: Tropaeolum malus L., tropaeolum seemanii B. Nombres populares: capuchina, marañuela, pelón, flor de la sangre, llagas de Cristo, espuela de galán, mastuerzo de Indias.

Familia: Tropeoláceas.

Cultivo

Originaria de la zona andina, también crece en otros países de Sudamérica. Se encuentra muy cultivada en huertos y jardines proliferando fácilmente en campos a los que no les falte humedad. Prefiere los lugares algo sombreados. Propagación: por semillas al aire libre en otoño. Recolección: a mediados de verano, antes de que florezcan ya que poseen más vitaminas. Recolectar las hojas durante la tarde a última hora.

Propiedades

Afrodisiaco, antianémico, antibiótico (gracias a su contenido en tiocinato de bencilo), antiescorbútico, antinefrítico, aperitivo, depurativo, laxante, purgante (frutos secos), vulnerario, emenagogo. En casos de inflamación de riñones, vejiga y vías urinarias; machacar 4 hojas frescas y ponerlas a macerar en ¾ litro de agua fría durante un mínimo de 12 horas.

Filtrar y beber todo el contenido repartido a lo largo del día, preferiblemente con una cucharada de buena miel. Contra la tos, catarro y bronquitis: machacar 4 hojas frescas y ponerlas a macerar en ¾ de litro de agua fría durante un mínimo de 12 horas.. Filtrar y beber uno o dos vasos al día preferiblemente con una cucharada de buena miel. En heridas, úlceras y llagas, las hojas frescas de la capuchina aplicadas en forma de cataplasma son antisépticas, impidiendo la infección de heridas y úlceras y acelerando su cicatrización.